ACLARAMOS TUS DUDAS SOBRE EL LIFTING DE BRAZOS

En medicina estética se observa que especialmente a partir de los 40  la flacidez en los brazos empieza a aparecer en hombres y mujeres, con más incidencia en las últimas.

El procedimiento quirúrgico destinado a corregir el aspecto y mejorar la tersura y la forma de los brazos se conoce como lifting braquial o estiramiento de brazos. Mediante la eliminación del exceso de piel y tejido adiposo de la cara interna y posterior de los brazos y axilas, remodelamos y perfilamos el contorno corporal del paciente.

Existen aun así distintos niveles de descolgamiento del contorno de los brazos y es importante conocer ese grado para la elección de la técnica o método para tratarlo con un resultado natural y satisfactorio.

  • Grado I: flacidez incipiente o leve que responde bien a sesiones de mesoterapia. Es un tratamiento no invasivo que no requiere anestesia porque no presenta dolor. La piel se tersa rápidamente, en unos tres meses, y los brazos recuperan su firmeza.
  • Grado II: distensión en el brazo tanto por flacidez cutánea como por exceso de grasa (el brazo adquiere forma de péndulo). Con una liposucción se logra extraer la grasa sobrante sin cicatrices (sin peso el brazo retrae por sí mismo la piel).
  • Grado III: la cantidad de piel sobrante necesita una cirugía de braquioplastia para solucionarlo. Solo en los casos más moderados se podrá realizar con una incisión bajo la axila, aunque requerirá generar una cicatriz longitudinal en la cara interna de los brazos, desde la axila hasta el codo. Por ello se recomienda la intervención solo a aquellos casos donde se tienen muy claras las expectativas estéticas.

    Existen distintos grados de flacidez

Las principales motivaciones para someterse a una operación de lifting de brazos serían:

  • Redefinición de la silueta corporal de quienes consideren que existe descolgamiento en sus brazos o falta de tersura.
  • Reducir volumen en brazos tras dietas estrictas o intervenciones bariátricas.
  • Poder vestir determinadas prendas hasta ahora incómodas o poco cubrientes  por el mal estado y la flaccidez de los brazos.

¿En qué casos está indicada una dermolipectomía braquial?

Está indicada tanto en hombres como en mujeres que, por envejecimiento o pérdida sustancial de peso, sufren flaccidez y un exceso de piel, acumulada en la axila o en la parte posterior del brazo. Los pacientes que se someten a un lifting de brazos mejoran  su aspecto y su autoestima, al sentir que lucen una silueta más estilizada.

¿Existen riesgos en un lifting de brazos?

El lifting de brazos es un procedimiento seguro, pero toda cirugía lleva implícito unos inconvenientes y riesgos propios de cualquier operación: sangrado excesivo, coágulos, edemas, mala cicatrización o infección en la cicatriz (más posible en la primera semana tras la cirugía), inflamación o hematomas. Poco frecuentes son las pérdidas de sensibilidad (por lo general cerca de la zona de las incisiones), asimetrías de la piel, coloración de la piel una vez desaparecidos los hematomas, y retención de líquidos. Infrecuentes son también las complicaciones de pérdida de vitalidad (necrosis) de la piel, seromas y/o hematomas que requerirán drenajes. Es importante dejar de fumar antes de la operación para prevenir complicaciones no deseadas. Así mismo hay riesgo de que se abran las heridas si se las somete a una excesiva tracción, por lo que deberá ser muy cuidadoso con los movimientos corporales durante las primeras semanas. En algunas ocasiones las cicatrices de la incisión no quedan tan bien porque en este punto influyen factores personales y de localización de esas cicatrices. Le explicaremos con detalle en consulta médica informativa donde asientan y cuál sería la calidad prevista de las mismas.


 

La mayoría de los personas que se someten a un lifting de brazos no padecerán las complicaciones descritas, sin embargo desde clínica CLEVER nos preocupamos de que las conozcas en consulta preoperatoria donde te explicaremos cada una de ellas para te sientas segura, cómoda e informada y para que seas conscientes de los tremendos beneficios y los riesgos propios de esta operación, de la que los pacientes revelan un altísimo grado de satisfacción.

 

 

 

SHARE IT: